LA BUONA FORCHETTA: TRADICIÓN ITALIANA EN CONCEPCIÓN

Hace un par de semanas (un jueves de temporal) decidimos probar nuestro talento culinario con Paula, así que fuimos al minimarket La isla a tomar el taller Noche de risotto y postre con Nicoló Giacometti, cocinero italiano de la ciudad Milán que ahora reside en Concepción y trabaja cocinando a domicilio, haciendo cursos y talleres con su marca La buona forchetta*, para nuestra suerte.

(Nico, te pedimos disculpas por llegar atrasadas ese día, pero el mapa nos llevaba para otras direcciones, el viento y la lluvia lo hacían todo más difícil).

Cuando logramos llegar ya estaba todo listo. Comenzamos el taller haciendo taralli, galletitas saladas deliciosas, utilizadas en Italia como aperitivo o colación. Esta simple receta hizo que no hubiese hielo que romper y que todas las personas nos sintiéramos en confianza o, por lo menos, cómodas. Demás está decir que cuando las galletas se fueron al horno quedamos como loro en el alambre.

IMG_4351El trato de Nico es muy amigable, era como estar en la cocina de su casa. “Tomen esto, corten una bolita, metan las manos en la masa” nos decía con un tono relajado y familiar, los demás enganchamos de inmediato con la onda casera del taller. Además, la disposición del espacio y el grupo pequeño permitió que, rápidamente y con toda la confianza del mundo, preguntáramos sobre su vida acá, en Italia y tiráramos la talla entre todas/os.

Luego (y esto, para mí, fue maravilloso) aprendimos a hacer mascarpone para preparar un tiramisú con todas las de la ley, que dejamos enfriando antes de pasar a la estrella de la noche: ¡el risotto!

IMG_4355

Nos sorprendió que la primera receta fuera de cítricos (naranja y limón), una grata sorpresa que, vaticino, se convertirá en mi favorita del verano. Mientras el arroz se preparaba en el caldo conversamos sobre distintas cosas y pudimos notar su intención de rescatar la cocina tradicional, aunque no sea una opción tan rentable en estos días, y la importancia que tiene preparar los platos como son y nombrarlos por lo que son. Así, este taller también permite aprender sobre cultura culinaria italiana, que pareciera estar muy presente en el Concepción de hoy, pero que dista mucho de las verdaderas preparaciones y tradiciones italianas.

A lo largo del taller nos dimos cuenta de la simpleza de Nico para seleccionar los ingredientes y buscar todas las opciones (caras/baratas, buenas/malas) con las que se puede cocinar recetas italianas en Concepción, además de sus buenos consejos para que todo quede sabroso y perfecto cuando lo preparemos por nuestra cuenta.

Por si se lo preguntaban, las galletas quedaron crujientes y sabrosas, y el tiramisú quedó delicioso ¡fue el mejor cierre para un taller perfecto! Como pueden imaginar, quedamos encantadas y con ganas de tomar más talleres con Nico. Esta experiencia nos permitió darnos cuenta de que un gran panorama para el invierno es juntarse a cocinar con amistades, probar preparaciones nuevas y aprovechar de hibernar pasándolo bien.

*En italiano, “una buona forchetta” es una persona que gusta de comer bien, preparar y degustar nueva y rica comida, y convidarla con amigos.

por Renata Renato y Loreto Paula

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s